Conocida como la bebida de Londres, Beefeater ha llenado su espíritu con la creatividad y la energía de esa ciudad desde hace 150 años.

Desmond Payne, el maestro destilero con mayor experiencia del mundo, se encargó de usar la receta original de James Burrough (1863) para elaborar una ginebra atrevida y distinta que establece el estándar de los London Dry Gins.

SU COMPOSICIÓN

Hasta ahora, Beefeater se sigue destilando en Londres, con el marcado carácter del enebro y otras notas cítricas fuertes:

  • Enebro: esencial de todas las ginebras, es intenso y con una excitante acidez muy agradable.
  • Cáscara de limón: añade a la Beefeater un toque de acidez punzante.
  • Semillas de cilantro: aportan notas de genjibre, savia y limón.
  • Almendras: le dan un toque de mazapán y especias suaves.
  • Cáscara de naranja amarga: recogida manualmente para añadir un toque cítrico amargo.
  • Raíz de orris: nota aromática y floral con un matiz de violeta.
  • Raíz de regaliz: notas de madera y agridulces, especiadas, pero delicadas.
  • Raíz de angélica: añade notas de madera y especias que equilibran el sabor.
  • Semilla de angélica: aromática y similar al lúpulo con matices florales

4 ELEMENTOS PARA LA MEJOR GINEBRA

  1. Ingredientes. Beefeater es uno de los pocos productores mundiales de ginebra cuyo maestro destilador todavía tiene implicación activa en la selección de botánicos. Cada año Desmond Payne prueba personalmente más de 200 muestras de enebro para garantizar que el intenso sabor y carácter de Beefeater siguen presentes. Además, sus ingredientes aún se pesan a mano antes de añadirse al alambique.
  2. Infusión. El sabor atrevido de Beefeater se potencia por su procedimiento de maceración. Este proceso ayuda a extraer la óptima cantidad de sabor de los botánicos al alcohol neutro de grano antes de empezar la destilación.
  3. Destilación. Después de una infusión de 24 horas, se encienden los alambiques y se calienta el contenido para transformar el líquido en vapor para transportar los aceites esenciales de los ingredientes y luego condensarse en su forma líquida. El sabor de cada ingrediente proviene de momentos diferentes durante la destilación.
  4. Selección. Cuando el líquido pasa por la campana, se determina qué partes de éste se usarán para elaborar la ginebra. Se descartan las primeras partes y el final. Sólo los sabores de la selección central se convertirán en ginebra Beefeater. Los alambiqueros toman una decisión perfectamente oportuna utilizando únicamente su olfato excelentemente entrenado. Lo llaman la «selección perfecta» y cada gota se trata con la misma atención al detalle.

Pruébala en un gin tonic, con 50 ml de ginebra y 200 ml de agua tónica.

Conocida como la bebida de Londres, Beefeater ha llenado su espíritu con la creatividad y la energía de esa ciudad desde hace 150 años.

Desmond Payne, el maestro destilero con mayor experiencia del mundo, se encargó de usar la receta original de James Burrough (1863) para elaborar una ginebra atrevida y distinta que establece el estándar de los London Dry Gins.

SU COMPOSICIÓN

Hasta ahora, Beefeater se sigue destilando en Londres, con el marcado carácter del enebro y otras notas cítricas fuertes:

  • Enebro: esencial de todas las ginebras, es intenso y con una excitante acidez muy agradable.
  • Cáscara de limón: añade a la Beefeater un toque de acidez punzante.
  • Semillas de cilantro: aportan notas de genjibre, savia y limón.
  • Almendras: le dan un toque de mazapán y especias suaves.
  • Cáscara de naranja amarga: recogida manualmente para añadir un toque cítrico amargo.
  • Raíz de orris: nota aromática y floral con un matiz de violeta.
  • Raíz de regaliz: notas de madera y agridulces, especiadas, pero delicadas.
  • Raíz de angélica: añade notas de madera y especias que equilibran el sabor.
  • Semilla de angélica: aromática y similar al lúpulo con matices florales

4 ELEMENTOS PARA LA MEJOR GINEBRA

  1. Ingredientes. Beefeater es uno de los pocos productores mundiales de ginebra cuyo maestro destilador todavía tiene implicación activa en la selección de botánicos. Cada año Desmond Payne prueba personalmente más de 200 muestras de enebro para garantizar que el intenso sabor y carácter de Beefeater siguen presentes. Además, sus ingredientes aún se pesan a mano antes de añadirse al alambique.
  2. Infusión. El sabor atrevido de Beefeater se potencia por su procedimiento de maceración. Este proceso ayuda a extraer la óptima cantidad de sabor de los botánicos al alcohol neutro de grano antes de empezar la destilación.
  3. Destilación. Después de una infusión de 24 horas, se encienden los alambiques y se calienta el contenido para transformar el líquido en vapor para transportar los aceites esenciales de los ingredientes y luego condensarse en su forma líquida. El sabor de cada ingrediente proviene de momentos diferentes durante la destilación.
  4. Selección. Cuando el líquido pasa por la campana, se determina qué partes de éste se usarán para elaborar la ginebra. Se descartan las primeras partes y el final. Sólo los sabores de la selección central se convertirán en ginebra Beefeater. Los alambiqueros toman una decisión perfectamente oportuna utilizando únicamente su olfato excelentemente entrenado. Lo llaman la «selección perfecta» y cada gota se trata con la misma atención al detalle.

Pruébala en un gin tonic, con 50 ml de ginebra y 200 ml de agua tónica.